Trabajo, de qué forma combatir con el stress

En la sociedad actual todos trabajamos y llevamos ritmos de vida acelerados, con la familia, trabajado, compromisos sociales, tiempo libre, etc… El trabajo tendemos a autocargarnos de responsabilidades y funciones de una manera inconsistente, os daremos algunas pautas para evitar cruzar la línea roja del peligro llamado Estrés

Estres

Estrés y trabajo no son una buena combinación ni para tu salud mental ni psíquica. Si que es cierto que un poco de tensión incluso puede ser saludable ya que añade un pellizco de sal a la vida, pero las consecuencias del agobio excesivo de manera frecuente son negativas. Desde el punto de vista físico, las consecuencias pueden ser graves: hipertensión, cirrosis del hígado y enfermedades intestinales están al acecho, son consecuencias que se encuentran ocultas tras el Estrés crónico.

Todo puede llevar a una minoración notable en la productividad.

Un estudio reciente ha revelado que el cuarenta y siete por ciento de los empleados se sienten agobiados y que este agobio afectan significativamente su productividad. El problema se extendiendo todavía más a cargos directivos o de gerencia (el treinta y cuatro por ciento  afirmó que se estresa con facilidad) y cooperadores (donde el veinticinco por ciento) están estresados. En General, el agobio y Estrés conllevan inconvenientes psicológicos que pueden afectar a cualquier persona, con independencia de que sea un hombre o bien una mujer de su edad y de su profesión.

La verdad es que es un problema que afecta a gran parte de la población española y mundial y los fármacos no son la única solución Puedes llevar a cabo procesos psicológicos de entrenamiento mental.

En ocasiones el paso inicial para hacer este entrenamiento es parar un instante, despejar su psique y respira de forma lenta, para ello se necesita un entrenador mental, alguien que adiestre nuestra psique para continuar en una situación positiva de estrés.

 

Lo que percibimos como agobio, realmente nuestro cuerpo trata de restaurar un equilibrio  que ha sido perturbado, una respuesta fisiológica al agobio.

Estas situaciones de desequilibrio en psicología se llaman estresor y pueden tener 2 géneros de respuesta: definida positiva, el estrés otras negativas, llamada de auxilio. La primera es una situación positivísima para el organismo, que se halla a tono y vitalidad, a merced a la producción de catecolaminas (adrenalina y noradrenalina) y las hormonas de activación y corticosteroides. Por contra, en el caso de auxilio se produce una minoración del sistema inmune y comienza a tomar ciertas señales de alarma esencial como pueden ser la tensión, insomnio, etcétera.

Un alto grado de personas pueden identificar esos síntomas y eliminarlos prácticamente buenos métodos, pero también existen casos irreversibles y de muy difícil tratamiento.

Párate a pensar si no corres demasiado en la vida…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s